hola@gibetmoll.com

Plan de acción para tu negocio durante la crisis del coronavirus

Gibet Moll Mentoría Retail cómo dominar los numeros

En un momento en que todo es incierto, que no sabemos hasta cuándo durará, y en el que ya se están viviendo las consecuencias de este paro económico, te traigo 10 ideas que te servirán como plan de acción para tu negocio durante esta crisis.

De un día para otro te has encontrado con la obligación de cerrar la persiana de tu negocio por causa de un pequeño virus que está poniendo en jaque a la economía mundial. Toda tu estrategia, tus planes de venta y tu previsión se ha ido al traste y no sabes qué hacer.

10 acciones inmediatas en las que puedes trabajar para poner en marcha el plan de acción para tu negocio durante la crisis

Gibet Moll Mentoria para Retail Plan de acción negocio crisis

1. Empieza por tu actitud y mentalidad

Es cierto que todo pasará y hay que mantener la calma. Pero también es cierto que esto va para largo y que las condiciones de la partida van a cambiar. Y si no quieres que tu negocio se quede fuera de juego, tienes que tomar las riendas y poner en marcha una serie de acciones.

Es desde ese estado de calma y cabeza fría, donde tienes que empezar a actuar y poner en marcha tu plan de acción. Sin prisa pero sin pausa.

2. Habla con tus clientes

Es lo primero que debes hacer. Y una vez lo hagas, sigue hablando con ellos. No vale con que les informaras hace unos días del cierre temporal, o de como seguirás funcionando.

Debes mantener el contacto con tus clientes y hacerlos desde la honestidad y la cercanía.

Con tu cliente final, el usuario de tu producto o servicio. Hazlo a través de todos los canales de comunicación que utilizas normalmente con tus clientes: newsletter, redes sociales, mensajes, llamadas…

Si vendes tu producto en tiendas multimarca o marketplace, contacta para tus clientes retail para confirmar pedidos que puedas tener pendientes de servir, para proponer aplazamientos en los pagos de los pedidos. Si ven proactividad y actitud de ayudar por tu parte crearás un vínculo mayor y verán que estás ahí.

3. Ponte con los números de tu negocio de una vez

Lo primero es saber en qué punto está tu negocio. De ventas, de gastos, de tesorería.

  • Cuanto has vendido en el último año y qué has vendido: tu facturación total, las ventas por producto, cuales son tus productos más vendidos.
  • Qué crees que vas a vender en las próximas semanas o meses, si es que sigues con algo de actividad.
  • Tus gastos: control real ¡en un excel! de todos los gastos fijos y variables de tu negocio.
  • La tesorería actual y cuánto tiempo puedes aguantar sin ingresos. Siempre deberíamos tener un colchón financiero para nuestro negocio de 3 meses (es decir, que puedas seguir funcionando aunque no vendas nada).

Para ayudarte, he adelantado la publicación de mi workbook Domina los Números de tu Negocio.

Un workbook teórico + práctico para guiarte y que logres dominar los números de tu negocio. Porque la información es poder. Y los números te dan información para poder decidir sobre tu negocio. En este workbook encontrarás información sobre qué números necesitas dominar de tu negocio y las pautas para calcularlos.

Tienes el link para descargarlo aquí.

Gibet Moll Mentoría Retail Domina los números de tu negocio

4. Negocia con tus proveedores

Es el momento de hablar, negociar y llegar a acuerdos con tus proveedores.

  • Si tienes pedidos pendientes de servir, revisa los pedidos y habla con ellos para reducirlos o aplazarlos, según te convenga.
  • Negocia aplazamientos en los pagos que tengas pendientes.
  • Si tienes un local alquilado, habla con la propiedad para que te ayude no pagando la renta durante los días en que tu tienda estará cerrada. Seguramente preferirá reducir unas semanas de renta, frente a la posibilidad de perder por completo el alquiler porque no aguantes la situación.

5. Reduce gastos y ajusta inversiones

El objetivo es reducir los gastos que no son necesarios porque no aportan a la mejora de tu negocio o a tu cifra de negocio ahora. Ya habrás hecho una lista de todos tus gastos y podrás valorar qué necesitas o de qué puedes prescindir porque ahora mismo no aporta.

Lo mismo con las inversiones que tuvieras planeadas. Para cada una, analiza y valora si es el momento o puede esperar.

6. Radiografía de tus ventas

Ahora que tienes las ventas del año pasado, desglósalo por producto o categoría de producto.

  • Las ventas unitarias y la facturación por producto
  • El margen de cada uno
  • Identifica tus best sellers para centrar el core de tu negocio. Y por supuesto mira la rentabilidad de estos best sellers. A ver si va a resultar que no le ganas dinero a lo que más vendes…

7. Aprovecha el parón para calcular bien los escandallos de productos

Mención especial se merece el tema de los escandallos, que siempre dejáis de lado por pereza, o que calculas mal, por no añadir el coste real de vuestras horas.

Es imprescindible que controles los escandallos de tus productos. Cuanto te cuesta fabricar o comprar tus productos. Debes incluir absolutamente todos los costes.

Es a partir de controlar los costes de producto que podrás tener la info correcta para analizar si los precios que estas aplicando permiten que tu negocio sobreviva y sea rentable.

Si necesitas ayuda o no sabes por dónde empezar, te puede interesar esto.

8. Vuelve al porqué de tu negocio y valida la viabilidad de tu modelo

Esta situación provoca muchos cambios a nivel económico que seguro tendrán repercusiones en los patrones de compra. Con todo esto ¿sigue tu por qué siendo válido?

Revisa tu por qué, el motivo por el que iniciaste este negocio, cómo quieres ayudar a tu cliente y si tu cliente sigue necesitando lo que tu le ofreces.

Una vez revisado tu porqué, ¿tu modelo de negocio es o sigue siendo viable?

9. Revisa tu cartera de productos para detectar oportunidades

Coge por un lado la revisión de tu negocio que has hecho en el punto anterior, y haz un mach con tus reductos y best sellers (info del punto 6).

¿Tus productos actuales siguen respondiendo a las necesidades de tu cliente? ¿Funcionan en la nueva realidad de tu negocio? ¿Detectas oportunidades en nuevos productos que tus clientes necesitan ahora? ¿Puedes crear productos que ayuden a tus clientes en lo que ahora necesitan?

10. Mejora la experiencia de tu cliente

Ahora mismo lo importante es que estés para y por tu cliente. Es la mejor forma para que se sienta cuidado y sienta que le importas. El tú a tú, la cercanía, la flexibilidad y la comprensión son tus mejores argumentos de fidelización.

¿Te pones a ello?

Ahora no tienes escusa. Ya no vale la parálisis de “qué hago”. Empieza por donde quieras, céntrate en lo que te hace más falta en este momento y empieza a poner en marcha el plan de acción para tu negocio durante la crisis. Puede suponer la salvación de tu negocio.

Si tienes dudas, preguntas o necesitas ayuda, escríbeme a hola@gibetmoll.com. Estaré feliz de poder ayudarte.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.